Signos de hipnóticas sincros

Vengo observando de un tiempo a esta parte la directa relación entre el consumo de toxinas y los estados mentales de omnubilación desconcentración, falta de atención, trance raruno, y malestar general expresado como falta de presencia.

De un tiempo a esta parte he pasado por varios procesos de reducción de tóxicos.

Encontrándome ya a las puertas de un momento permanente en el que no comeré nada que haya sido envasado, que haya tenido un código de barras o que haya sido procesado industrialmente.

Estoy bebiendo agua de manantial y no del grifo.

Estoy siendo natural.

Creo con certeza que a comsecuencia de la dirección que estoy tomando se están despertando facultades psíquicas en mi.

El otro día, estando en la plaza con mi amiga celia, en un banco, miré detrás suyo y sentí una presencia.

Al poco tiempo me dijo “ay, cámbiame el sitio, siento todo el rato como que pasa alguien por detrás”, escudándose en el hecho de que justo detrás de donde ella estaba está una de las calles que dan acceso a la plaza, y, efectivamente estaban entrando personas a la plaza con cierta frecuencia..

La cuestión es que antes de cambiarle el sitio dejé la vista desenfocada y miré detrás de ella, y pude ver una silueta antropomorfa levemente más oscura que la realidad en la que estaba incrustada.

Lo que yo llamo un ‘ser sombra’.

La primera vez que vi un ser sombra de forma antropomorfa fue esa noche que tuve una parálisis del sueño durmiendo junto a Angie, y vi dos seres sombra en mi habitación, trataban de meterme miedo estrangulándome e impidiéndome respirar y moverme.

“Ella es nuestra, no la des amor” dijeron.

Cuando reuní fuerzas, tras el sobresalto para hacerles ver que no les tenía ningún miedo, que me compadecía de ellos, logré mover un dedo y respirar y desaparecieron y salí de ese embrujo.

Anteriormente había visto sombras tras las personas, pero solo sombras, fugaces manchas difusas incorpóreas.

Pues bien, mi amiga Celia ha desarrollado una personalidad basada en la crítica y el odio.

Si bien no odia ni desprecia nada de una forma visceral, su manera de afrontar el mundo es criticarlo todo como si de verdad le dieran asco situaciones, le pusieran furiosa personas, y despreciara sucesos y eventos en general.

Y realmente es así. Ella experimenta esos sentimientos, pero no parece que tenga esas emociones en realidad.

Todo parece un software desde el que operan sus ideas.

Me pregunto si este ser tiene algo que ver en ello.

Así mismo, hace poco se dio una situación en la que Angie estaba molesta por alguna tontería y yo decidí sentirme molesto por ello.

La cuestión fue que en un momento dado dijo que yo le estaba robando la energía, y fue curioso, porque yo estaba sintiendo exactamente lo mismo de ella..

La pregunta es evidente.. Si yo le estaba robando la energía, y ella me estaba robando la energía.. ¿Donde se estaba perdiendo esa energía robada de ambos?

En otro orden de cosas, de alguna forma a veces siento que conecto con el espíritu de la naturaleza, escucho el viento, me cuenta cosas sobre tiempos antiguos en los que los humanos fuimos guardianes.

Los pájaros vienen a verme, me observan con cautela.

Notan y me hacen notar que notan que les tengo en cuenta, que no tengo prisas por hacer cosas de humano.

Que me estoy convirtiendo en un guardián.

Que estoy aquí como uno más sintiendo las bondades de la tierra, apreciando el color de las nubes, las plantas, sintiendo la brisa y la temperatura, la claridad de la luz y todo eso.

También se dan sucesos telepáticos, no sé si son creaciones o presentimientos, pero veo venir el futuro, o bien lo escribo de algun modo y luego lo experimento..

Quizás vivir signifique imaginar lo que quieres que pase y revivirlo cuando esto suceda.

Todo es una proyección. Ya sabía esto, pero me dejé envenenar por drogas psiquiátricas y me envenené con drogas de camello.

Y bueno.. Más o menos veo lo que viene, y lo que vendrá cuando esté limpio de tóxicos..

De jabones raros, alimentos venenosos, radiaciones y todo eso.

Lograré volar sin metáforas.

0 vistas